Internacionales

Organismo de la ONU promueve educación sexual desde el nacimiento

La promoción de la educación sexual para los más pequeños suscitó duras críticas en contra de un organismo de la ONU y de su interpretación de la educación adecuada a laedad. “Nunca es demasiado temprano para comenzar a hablar a los niños de cuestiones sexuales”, según las directrices publicadas por la UNESCO. La UNESCO, que alguna vez gozó de respeto por su independencia e integridad, actualmente trabaja en asociación con el Consejo Estadounidense de Educación e Información sobre Sexualidad (SIECUS – Sexuality Information and Education Council of the US), sección educativa del controvertido Instituto Kinsey siendo una ex directora de SIECUS una de las principales autoras de sus directrices sobre sexualidad.

En septiembre del año pasado, las directrices de la UNESCO sobre educación sexual recibieron un torrente de críticas por promover el aborto legal y la masturbación para los niños de hasta cinco años de edad. La intensidad de las objeciones forzó al organismo a desechar estos lineamientos, para luego reeditarlos discretamente en diciembre. La UNESCO eliminó parte del lenguaje más explícito en la versión corregida de las directrices, pero conservó un apéndice que contiene «principios orientadores» que incluyen un currículo de educación sexual para niños desde el momento del nacimiento y hasta los cinco años de edad, inspirado en la visión de Kinsey. En él se enseña a los padres a proporcionar a los pequeños muñecas anatómicamente adecuadas para que jueguen, para informarles sobre las diversas relaciones sexuales, y para que brinden su apoyo a la masturbación.

“Si un niño se está tocando los genitales en privado, haga caso omiso del comportamiento”, propone el currículo. En lo que respecta a la identidad de género y a la orientación sexual, advierte que los padres que insistan en reforzar las identidades de género tradicionales dificultarán el crecimiento de sus hijos. “La confusión sobre estos temas y el temor a la homosexualidad (homofobia) llevó a que muchos padres y demás adultos limitaran el modo en el que se expresan los niños y las niñas”.

Un modelo de currículo incluido en las directrices de la UNESCO indica a los instructores que deben evitar la moralización, ya que no existe lo bueno y lo malo cuando se trata de valores, otro analiza el desarrollo sexual inicial y advierte que desde el nacimiento hasta los dos años los niños pueden “experimentar placer genital” y para los tres años pueden participar en “juegos sexuales”. El infame sexólogo Alfred Kinsey alcanzó preeminencia en las décadas del cuarenta y del cincuenta por su documentación de comportamientos sexuales humanos. Los críticos lo acusaron de promover la pedofilia y se refirieron a su investigación en la que documentaba orgasmos para niños pequeños e infantes.

9 nov 10 / Leer la noticia completa en: http://notifam.net

————————————————————————————————————————————

Recuerdan impacto de fertilización in vitro en mortalidad de embriones

Un experto genetista señaló a los costarricenses las consecuencias de permitir la práctica de la fertilización in vitro (FIV) y recordó que estas técnicas implican la muerte de miles de embriones en todo el mundo.

Alejandro Leal, especialista en Genética Humana Molecular, escribió el artículo “Fertilización in vitro y presiones”, difundido por el diario local La Nación.

Leal explicó que la FIV “vulnera el derecho a la vida de los embriones” y “es una técnica riesgosa para la salud de la mujer y del feto”, ante los intentos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de abrir de nuevo las puertas a esta práctica en Costa Rica.

El genetista señaló que “científicamente está demostrada la inmensa mortalidad de embriones en ese procedimiento, lo que vulnera el derecho a la vida resguardado en los artículos 21 de la Constitución Política y 4 de la Convención Americana”.

Leal recordó que solo entre los años 2004 y 2005 el Centro de Fertilidad de Yale produjo 2.252 embriones y solo nacieron 326.

En ese año, en Europa se transfirieron al menos 486.981 embriones y nacieron 49.634 niños. “Así, el 90% de los embriones murieron; esto, sin contemplar los embriones congelados y descartados”, agregó.

Asimismo, recordó que la prevalencia de malformaciones congénitas aumenta con la FIV. En Finlandia, un estudio ha revelado que los niños concebidos en FIV tienen un riesgo 5,6 veces mayor de parto prematuro, 6,2 veces mayor de muy bajo peso al nacer, 9,8 veces mayor de bajo peso al nacer, 2,4 veces mayor de enfermedad neonatal, 3,2 veces mayor de hospitalización y 4 veces mayor de malformaciones cardíacas.

El experto admitió que “la incapacidad de tener un hijo propio reta los instintos más básicos del ser humano. Muchos de los afectados están dispuestos a probar cualquier tecnología, sin importar cuán especulativa o riesgosa sea. Algunos médicos, por simpatía, tienden a dar falsas esperanzas; también se dan presiones comerciales para proponer ciertos tratamientos”.

Para Leal, “la Comisión Interamericana de Derechos Humanos le dio más valor al deseo del adulto con problemas de infertilidad, que a la vida y dignidad de los embriones, y los altos riesgos en la salud de los personas nacidas por FIV. La Comisión se olvidó del Principio del Interés Superior del Menor y del Principio In Dubio Pro Vita, ampliamente desarrollados por la Corte Interamericana de Derechos Humanos”.

“En aras de la protección a la vida humana, el Estado costarricense, antes que allanarse a una mera recomendación, debe reemprender con nuevos bríos la lucha contra la FIV –es decir, a favor de la vida humana en sus inicios– ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos”, agregó.

Puede leer el artículo completo en http://www.nacion.com/2010-10-12/Opinion/Foro/Opinion2550154.aspx

14 oct 10 / fuente: http://www.aciprensa.com

————————————————————————————————————————————

Decálogo católico ante aborto químico

El Observatorio internacional Cardenal Van Thuân sobre la Doctrina Social de la Iglesia  publicó el llamado “Decálogo contra la píldora RU-486”, un sencillo manual que da a los católicos “diez buenas razones en contra del aborto químico”.

Según explicó su presidente, Mons. Giampaolo Crepaldi, “la cuestión de la vida está en el centro de la Doctrina Social de la Iglesia, como ha indicado claramente Benedicto XVI en su encíclica Caritas in veritate. Está en el centro porque atañe de forma radical a la persona y porque de la forma de afrontar el tema del respeto a la vida humana dependen todas las demás cuestiones sociales”.

El Observatorio propone el decálogo frente a la RU-486 por considerarla como la “expresión de una cultura disgregativa, que destruye la pasión por la vida y vulnera en su mismo origen el significado del hecho de estar juntos.

El decálogo recuerda que “un aborto es siempre un aborto” y su modalidad química o quirúrgica “no cambia su naturaleza de ‘delito abominable’, ya que no varía la voluntariedad de provocar la eliminación de un ser humano inocente”.

También recuerda que “el aborto químico no es menos peligroso para la salud de la mujer”; aclara que este fármaco “parece una medicina, pero es tan sólo un veneno” que causa la muerte.

En su punto cuatro, el decálogo explica que “la ‘píldora’ para abortar trivializa el aborto” pues “propicia dos trágicos errores: pensar que el aborto es algo fácil y que es una terapia médica de tantas”.

Asimismo, precisa que “la RU-486 condena a la mujer a la soledad” en un largo proceso de aborto; añade que las consumidoras del fármaco tienen “poco tiempo para una reflexión adecuada pues “las píldoras son entregadas a la mujer en plazos necesariamente breves, y para surtir eficacia tienen que administrarse durante los 49 primeros días del embarazo, lo que no permite una reflexión lo suficientemente meditada acerca de la decisión definitiva”.

El texto señala que la RU-486 “lleva a cabo una acción deseducativa”; “responde a una ideología” con la intención de que “esta modalidad química se convierta en la forma normal de abortar y que pueda incluso llegar a reemplazar a la anticoncepción”.

Finalmente, precisa que “al no tratarse de un fármaco, no puede imponerse a los médicos que la prescriban” y asegura que “un aborto es siempre y sólo un aborto”.

“Pese a su difusión, a las cifran tan abrumadoras que nublan su percepción real y al engaño semántico de su cambio de nombre (interrupción voluntaria del embarazo); pese a los esfuerzos encaminados a que pase inadvertido y a que resulte trivial y rutinario, el aborto sigue siendo un acto gravemente injusto, un duelo que es preciso elaborar, una herida que hay que curar. Perder conciencia de él no cambia la realidad de los hechos: un hecho es un hecho. Diga lo que diga cualquier ideología”, concluye el decálogo.

3 Dic 09 / Fuente: aciprensa

Ver el decalogo completo aquí

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s