Aborto

Hasta ahora van 398 bebés salvados del aborto en los 30 días de la campaña de oración “40 días por la vida”

Muchas veces nos preguntamos si las cosas buenas que hacemos tendrán algún tipo de impacto, pues no vemos con nuestros propios ojos los resultados. Muchos de nosotros que somos creyentes rezamos por el fin del aborto con la confianza de al menos a nivel espiritual estar luchando contra las fuerzas del mal que se ensañan contra los más débiles de este mundo pero sin poder saber nunca plenamente las repercusiones que pueden tener nuestras oraciones. Por lo mismo es una gran alegría poder leer en el blog oficial de la campaña de 40 días por la vida que en los 30 días de oración se han salvado ya 398 bebés de los que se tenga conciencia gracias a las oraciones de aquellos que participan en las vigilias de oración. Lo más seguro es que en estos días de oración por la vida muchas más madres han tomado conciencia de la bendición que es poder darle la vida a un niño en su vientre y han optado por la vida pero al menos se sabe con certeza que casi 400 niños han vivido gracias a las oraciones de aquellos que apoyan esta campaña.

Comparto con ustedes algunos de los testimonios que leí en este blog:

  • En Florida: los participantes de la campaña vieron a una mujer llegar para un aborto programado. El padre del niño, quien se oponía al aborto estaba ahí intentando detener a la mujer hasta que los guardias de seguridad de la clínica hicieron entrar a la mujer a la clínica dejando a su novio afuera. Él se quedó esperándola en el estacionamiento.  La mujer estuvo en el edificio durante varias horas. Finalmente salió y entró al carro de su pareja y se comenzaron a ir. Bob, uno de los voluntarios que rezaban frente a la clínica abortista cuenta que el carro se acercó a ellos y les dijeron que “la mujer habían cambiado de opinión y iban a tener al bebé”. Bob cuenta que fue un momento muy emocional ya que a la pareja se les veía radiantes de felicidad.
  • En Nebraska: Una voluntaria llamada Sue vio a una mujer joven salir de la clínica y sentarse en las escaleras exteriores. Ella comenzó a llamarla desde lejos y le ofreció hablar y la chica le dijo desde lo lejos que ya no se preocupara por ella pues acababa de decidir no abortar y le sonrió.
  • En Maryland: Los voluntarios testimoniaron que varias de las mujeres que salían les comentaron a los participantes de la vigilia de oración que habían decidido no abortar porque había gente rezando ahí afuera.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s